CORAZÓN CON CORAZÓN



Hoy SSKarmapa nos ha acabado de leer el libro de la vida de Milarepa que había empezado el año pasado. Ayer nos ha dado enseñanzas sobre los distintos tipos de maestros y la relación de los discípulos con ellos. Fue muy emocionante oirle dar explicaciones sobre los maestros Terevada, Mahayana y Vajrayana.

Hoy enseñanzas sobre löjong (lö =corazón, mente y jong=entrenamiento).

Después de comer hemos estado recitando las 21 Taras bajo el árbol bodhi unas siete veces, que es auspicioso.

Cuanto más tiempo paso aqui más crece la devoción en mi lama. De qué modo tan preciso y precioso nos está explicando todo, y masticadito que nos lo trae. Cada enseñanza que recibo es la resonacia de la campanita de sabiduría que ella toca.

Hoy he encontrado también a una estudiante de Rinpoché, Angélica, una chica colombiana que vivía en Nueva York y ahora está en Nepal. Ella ha visto a Rinpoché en Seattle y tres veces en Nepal. Rinpoché la ha hecho cantar y bailar y le ha dado bendiciones e instrucciones. Siempre apuntando a la verdad absoluta, ya lo conocéis. Por aquí se dice que Rinpoche está dando enseñanzas a sus monjitas casi cada día. Qué bien, qué bien.

Ha sido un encuentro rápido y feliz. De hecho andábamos buscándonos estos días hasta que hemos coincidido en la misma mesa del Mohammed.

Teníamos la entrevista privada con SSKarmapa justo después así que hemos salido corriendo y ya en mi habitación nos hemos cambiado de ropa, puesto guapas, cantado algunas canciones y salido disparadas. Estábamos las dos apuntadas a la entrevista con el grupo, grande, de mejicanos, así que nos reíamos porque había algunos que nos habíamos "colado"y decíamos que el grupo era de "spanirish".

Las entrevistas se hacen en la habitación que da a la terraza del templo en dónde SSKarmapa pasea y, de vez en cuando, se asoma a ver qué hace la gente alrededor. Mientras esperábamos abajo, yo estaba "coreando" (haciendo Koras=circunvalaciones al templo) y me quedé colgada mirando por la ventana esperando a que SSKarmapa llegara al templo ya que iba a tener en el mismo, entrevista con los "amigos del Monlam" -benefactores- cuando me dí cuenta que ya habían subido los mejicanos y otro grupo estaba ya en las escaleras. Estaba dejando los zapatos y las bolsas lo más rápidamente posible y pensando que no podía ser que llegase tarde a la entrevista y me la perdiera, cuando los encargados de seguridad, riéndose, me preguntan si era Rusa. No, Mejicana, les digo. Bueno... Menos mal que ya me conocen.

Llegué a la terraza y allí había bastante gente esperando. Una vez más, casualidad de esas raras, volvíamos a tener la entrevista el mismo día y a la misma hora, las mismas cuatro personas que la habíamos tenido, seis meses antes, en Gyuto. Una mujer china, un chico mejicano con su mujer italiana y yo. Raro-raro-raro. Nos miramos y nos preguntamos que en qué vida nos habíamos conocido...
A SSKarmapa le llevaba de ofrendita un libro+CD para aprender español en un día y allí entramos...

Parece ser que le han regalado ya un terreno para hacer un centro de Dharma en Méjico y le pidieron bendiciones para que el dharma se extienda allende los mares. Dijo que tenía un "feeling" especial por Méjico, -no dijo que pensaba aprender español, pero casi- se le notaba que le gustaba mucho. Con lo que todo el mundo quedó encantado. Casi le hacen la ola. Y luego le preguntaron que qué mensaje enviaría a la gente que nos pregunte, de Méjico, de España, de Sudamérica. Y pensó un rato y dijo:
En este siglo XXI la gente tiene muchos problemas porque no confía. Lo que hay que hacer es muchas conexiones y expandirlas por todo el mundo, aprender a tener confianza y conectar de corazón a corazón. Esto es lo que yo hago y esto lo que estamos haciendo aquí. Espero que sigamos viéndonos más y más veces y así la conexión y la confianza crecerá entre nosotros.
Y atravesó el grupo bendiciendo los objetos que le íbamos presentando y luego nos preguntó si queríamos hacernos foto. Claroooo.

Así que nos dividimos en dos grupos y allí nos hicimos la foto. Con un humor estupendo se ponía de puntillas para estar más alto que uno que le sacaba unos centímetros y que acabó arrodillándose en una esquina. Lo veis?





Salimos con una borrachera de alegría desbordante y allá se fueron todos a celebrarlo. En Tergar nos quedamos tres y, de nuevo pegados a las ventanas, pudimos ver con que cuidadito y que detalle SSKarmapa seguía dándo instrucciones a los monjes y monjas de cómo llevar los textos, cómo ponerse las ropas, cómo ensayaba para la ofrenda de luz que haremos el fin de año. No para ni un minuto. Sin descanso, de la mañana a la noche su actividad incesante es inexpresable. Ya lo veréis, ya lo veréis. En fin... que mañana resaca y más plegarias.

Comentarios

Marisa ha dicho que…
Ya no tengo palabras para agradecerte lo felices que nos haces a todos transmitiéndonos las bendiciones y las conexiones. Gracias por hacer que mi confianza en le Precioso Linaje aumente cada día más. Un fuerte abrazo.
Maribel Montes ha dicho que…
Con lo que cuentas del encuentro con SS Karmapa y la frase tan bella y que parece dicha aposta para estos momentos; con el blog de Rinpoché pués... me siento feliz. Besos
Roberto Pérez ha dicho que…
que guay, celia, que chulo... cómo dice maribel, vaya frasecitaaa!!
aaahhhh!!!
me ha gustado mucho la conexión con México!! que fuerte!
no si por algo estoy donde estoy... no si al final... ya verás... las conexiones esas que habla SSKarmapa
ja,ja,ja!!
E Ma ho!! que maravilla, milgracias, milabrazos, milamores

Entradas populares de este blog

EMAHO

Mahakala

Reiminiscencias de verano, en otoño ya